lunes, 8 de marzo de 2010

Lo que queda, de lo que no queda...

¿Mentes perversas? ¿Masas enardecidas? Motivos...un maremoto, cuerpos sepultados que ya nada necesitan, escombros de hogares que alguna vez sintieron el bullicio de una familia, ahora sebo para estampidas de perros hambrientos, turbas descabezadas, descorazonadas...
Chile, puro Chile... vergüenza, rabia, indignación.